La gran ventaja con la morfopsicología es que se puede aplicar en todo tipo de circunstancias no hace falta estar en un despacho o rellenar un test. Cualquier momento es bueno para aplicar la morfopsicología.

La flexibilidad y facilidad con que se puede aplicar hacen de la morfopsicología la herramienta más directa para conocer la personalidad de todas las personas.